Un excelente homenaje


Resulta verdaderamente hermoso – ¿cuántas veces se ha hecho? – dedicar una película entera a un libro. El que analiza y homenajea este documental se gestó en el agosto californiano de 1962, dentro de un despacho de los estudios Universal, en torno a una mesa repleta de cajetillas de cigarrillos y ceniceros. Varios días se sentaron allí Alfred Hitchcock y François Truffaut, los dos con micrófonos sobre las corbatas, junto a la intérprete Helen Scott, y grabaron unas cincuenta horas de conversación basadas en un cuestionario de quinientas preguntas relativas a la carrera del británico, desde una perspectiva cronológica y la admiración que profería el entrevistador hacia alguien a quien la opinión general, hasta ese momento, consideraba un realizador y el director de Los cuatrocientos golpes un cineasta genuino. Según sus palabras, uno que al igual que los demás grandes “no se conformó con practicar un arte, sino que se empeñó en profundizarlo, escapar de sus leyes”. El resultado se llamó El cine según Hitchcock y tras su publicación pasó a convertirse en piedra miliar del periodismo y la historia cultural del siglo XX, un texto que ha conseguido reunir frente a sus páginas, durante décadas, a estudiosos, críticos, aspirantes a cineastas, pero también al lector medio con inquietudes de conocimiento o al curioso. Suficiente para dedicarle un documental, ¿verdad?

Adoptando la misma voluntad por la variedad de público, Hitchcock/Truffaut busca atraer a toda la sala, dividida entre los que no han leído el libro y los que lo conocen o incluso se lo saben de cabo a rabo. Kent Jones y su coguionista Serge Toubiana, ex director de la Cinémathèque française, lo consiguen, pues ofrecen alicientes a fin de satisfacer a cualquiera. A los primeros se les regala un estupendo acicate para el acercamiento, a la vez anzuelo y posterior complemento a la lectura. Los otros encontrarán buenas razones para el disfrute aunque el documental no les cuente nada nuevo: señala con justeza algunas líneas básicas del ensayo, está hecho con buen gusto, aporta información sobre la génesis del proyecto. Capital, en ese sentido, el uso de las grabaciones originales – ¡interesantísimos fragmentos como cuando el entrevistado pide apagar el aparato al explicar el turbio erotismo de Vértigo!- y las fotografías de archivo. También están las entrevistas con directores actuales. Las pinceladas sobre sus experiencias de lectura enriquecen el conjunto y las demás intervenciones no aportan nada, excepto las que hace Martin Scorsese.

Había participado Kent Jones, bien dirigiendo solo o junto a Scorsese, bien escribiendo para él, en reivindicaciones de Val Newton, Elia Kazan y los clásicos italianos. Con este trabajo rinde un excelente homenaje al libro que enseñó a todos sus lectores – enseña todavía – a conocer mejor el cine. Y hace reverencia hacia esos dos cineastas que precisamente lo conocían muy bien. Autores del libro, auteurs de cine.


Foto_Hitchcock_Truffaut-6 (1024x576)


null

 

HITCHCOCK/TRUFFAUT

Dirección: Kent Jones

Género: Documental. Francia, Estados Unidos, 2015

Duración: 79 minutos

 

 

 


 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s