Los 90 fueron tiempos difíciles en Singapur


Retratos de familia es la ópera prima del cineasta singapurense Anthony Chen. Con esta cinta, el joven director, se llevó la Cámara de Oro en el Festival de Cannes 2013. Este retrato, para aquellos poco familiarizados con el país asiático, es una puerta de entrada a un mundo que por lejano podría resultar ajeno, sin embargo, no es ajena la situación en la que encontramos a esta familia de Singapur aquejada por la crisis financiera de los años 90. En realidad, esto se debe a que Singapur es, probablemente, el país más occidentalizado del sudeste asiático; antigua colonia británica donde aún se habla inglés y persisten costumbres como la conducción en lo que aquí consideramos “el otro sentido”. Además, Singapur es uno de los enclaves marítimos estratégicos para el comercio internacional. En fin, que en los 90 la crisis financiera les pegó muy duro a los singapurenses cuyo modo de vida se sustenta en un neoliberalismo radical (casi tan duro como a nosotros la de principios de los dos mil). La familia se compone de tres miembros: Teck, el padre, recientemente desempleado, acaba de perder una enorme cantidad de dinero en la bolsa; la embarazada Hwee Leng; y su hijo Jiale, un niño de 10 años con un comportamiento muy errático  (su abuelo ha muerto y era quien lo cuidaba. También, va a tener un hermanito: nadie le presta demasiada atención). En escena se introduce Teresa, una joven filipina que ha dejado a su propio bebé a cargo de otros para buscar ingresos en este  país. Teck y Hwee necesitan trabajar más duro que antes, tienen un hijo que se comporta muy mal y, además, esperan otro. Es por esto que contratan a Teresa, con la intención de que ayude en la casa y cuide del niño. Son varios los temas que se desencadenan de esta situación, entre ellos: el racismo y clasismo con que Hwee trata a Teresa, a quien se dirige con desdén y de forma autoritaria; y la situación de abandono emocional de Jiale por parte de unos padres abrumados por el trabajo. Esto último motiva la creación de un vínculo verdaderamente emotivo entre la recién llegada y el niño (un amor que va creciendo y que proporciona los únicos momentos en los que el tono emocional se eleva en la película). Algo que despierta celos y mala uva en la madre (más de la que ya tiene todo el tiempo). Esta madre tan fría con su hijo, y tirana con su empleada del hogar, es en realidad una mujer desesperada.

Anthony Chen es un director minimalista, un director de detalles y elementos narrativos precisos pero expresivos. Por ejemplo, este detallismo como trabajo de dirección, se refleja en la funcionalidad que adquiere tabaco: el padre, en una tentativa de escapar al caos, vuelve a fumar, y lo hace a escondidas de su esposa; esta intuye algo, pero se niega a reconocérselo a si misma; esta negación y este “no querer ver lo que ocurre” definen al personaje de la madre. Otro de los elementos narrativos que desarrolla Chen es el de la sustitución de la mascota electrónica del niño por una de verdad (trazándose así el arco de transformación del personaje hacia cierta madurez). Del mismo modo, funciona el radiocassete de Teresa (la música como símbolo del amor a la vida que persiste).

En torno al contenido de crítica social que conlleva esta historia, se articulan otros detalles, encaminados a la consecución del sentimiento de injusticia que deja tras de sí este film. Se trata de una injusticia ejercida por parte de un Estado que castiga a sus ciudadanos con dureza, responsabilizándolos de una crisis financiera de la que ellos no fueron artífices. Este argumento queda trazado a través de la sucesión de despidos que tiene lugar en la oficina de Hwee, y aun con más fuerza, queda sintetizado en el castigo físico de los azotes  (castigo público y ejemplar) con los que el colegio reprende a Jiale por un mal comportamiento.


RETRATOS_DE_FAMILIA_HD_07 (1024x683)


ILO ILO final (540x800)   RETRATOS DE FAMILIA Dirección: Anthony Chen Intérpretes: Yann Yann Yeo, Tian Wen Chen, Angeli Bayani, Jilaer Koh, Peter Wee Género: drama. Singapur, 2013.

Duración: 99 minutos.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s