Destacar sin proponérselo

Yago Paris


Es un lugar común que Steven Soderbergh ha dedicado buena parte de su filmografía a «seguir el dinero»: a estudiar cómo funciona el capitalismo desde los flujos del capital. En ese sentido, quizás su obra más representativa sea The Laundromat: Dinero sucio (2019), donde se expone el caso conocido como «los papeles de Panamá». En el tercio final de No Sudden Move, su nuevo trabajo, se ofrece una reflexión crítica del capitalismo desde la socarronería, algo habitual en su estilo cinematográfico. Un gran empresario de una compañía automovilística de Detroit, al que interpreta Matt Damon, negocia con dos mafiosos de poca monta, Curt (Don Cheadle) y Ronald (Benicio del Toro), a quienes comenta que no se molesta por tener que pagar la enorme suma de dinero que ellos le piden a cambio de los documentos que le ofrecen. El mandamás se explica argumentando que, en el pico de la pirámide social, en el que personas como él se encuentran, el dinero simplemente crece, incluso aunque no mueva un dedo. Por una sucesión de acontecimientos, al final del filme ese dinero acaba de nuevo en sus manos, con el añadido de una pequeña suma extra, que correspondía a uno de los gánsteres con quienes había negociado.

El dinero vuelve a tener un rol crucial en lo nuevo de Soderbergh, un thriller de mafias con toques de comedia. Curt y Ronald son contratados para un trabajo en apariencia sencillo, pero, tras ser traicionados, deciden investigar qué hay detrás de todo este entuerto, y ven la posibilidad de dar un gran golpe, hacerse ricos y desaparecer del mapa para siempre, algo difícil de conseguir en el universo de Soderbergh, donde el sistema está montado para empobrecer a los pobres y enriquecer a los ricos. Rodada con su habitual elegancia en el manejo de la cámara y la construcción del encuadre, su generoso flujo de diálogos y, además, un excelente trabajo de iluminación, No Sudden Move es un divertimento más, como todos los que ha venido desarrollando el autor en los últimos años. Al igual que todos esos trabajos previos, se trata de una cinta que destaca incluso aunque su autor no se lo proponga. El resultado es un filme que no aporta nada al género más allá de un excelente ejercicio de narración, de un disfrute del mero acto de hacer cine cuando se tiene talento para ello.



 

NO SUDDEN MOVE

Dirección: Steven Soderbergh.

Reparto: Don Cheadle, Benicio del Toro, Matt Damon, Jon Hamm, David Harbour, Brendan Fraser, Ray Liotta, Kieran Culkin, Noah Jupe, Julia Fox, Amy Seimetz.

Género: thriller de mafia, comedia. Estados Unidos, 2021.

Duración: 115 minutos.

 



1 Comentario »

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.